Distancia media hasta el infinito (Parte 1)

Nos hemos hecho especialistas en romper distancias geográficas gracias a medios de transporte como el avión, pero cada vez más, la distancia que nos une y nos separa de nosotros mismos y los demás fluctúa.

Es una distancia media hasta el infinito.

Las redes sociales y las aplicaciones nos permiten estar en contacto con personas de todo el mundo, tenemos Facebook, Twitter, What´s App, Skype, Tinder, Instagram…

Podemos compartir fotos con cualquier persona en el mundo pero sin embargo cada vez nos cuesta más hablar con la persona que tenemos al lado.

La velocidad multiplica los motivos. Consumimos información a tal velocidad que no podemos asimilarla.

Nos descartan de una oferta de trabajo en 10 minutos, nos apuntamos a otra.

Nos ponemos a ligar por internet, no nos contestan, pasamos a intentarlo con otra persona.

Empujamos nos empujan, nos defendemos, nos separamos, retrocedemos, avanzamos sin mirar a los ojos.

Formamos parte de este todo y de esta nada.

Nunca nos sentimos tan conectados y a la vez tan singulares.

Cada persona en un cubículo atendiendo a las necesidades de su vida, reservando sus sentimientos en un rincón profundo de su ser, para no dañar y ser dañado.

Romper las distancias implica hacer sacrificios, a veces enormes.

Implica no medir los esfuerzos, nos hicimos expertos en medir esfuerzos y en reservar nuestras palabras dentro de nuestro consciente.

“Con esta persona no voy a hablar, no merece la pena, no me va a escuchar”

“No voy a compartir mis sentimientos, ¿para qué? a nadie le importan”

Yo soy un experto en distancias, las volé todas y las rompí de manera abrupta para unir los sentimientos.

El mundo viaja a una velocidad devoradora de sentimientos, el dinero habla demasiado.

Eres un trabajador barato, eres una Puta Gratis, eres una escort de lujo, eres un “escort político de lujo” y ganas millones en sobres volando sobre el sufrimiento ajeno.

A algunos les importará mucho lo que seas, cuántos seguidores tengas, si eres relevante o no, a otros no les importará que te evapores en el aire.

El dinero y las apariencias son as sure as the sun, seguirán brillando mañana y el dinero seguirá siempre hablando por muchos de nosotros.

Primeras impresiones que fallan, primeras palabras que naufragan.

La distancia media hasta el infinito fluctúa, se estira y cambia, pero nada o todo cambia.

Nunca fuimos expertos en manejar las distancias porque cada metro nace dentro de nosotros.

FIN DE LA PRIMERA PARTE

Anuncios

2 comentarios en “Distancia media hasta el infinito (Parte 1)

  1. Hasta que punto desde las nubes podemos medir la distancia al suelo?Cual es la perspectiva correcta?.

    Todo lo queremos medir pero desde que punto?.

    Primero hay que tomar un punto de referencia..

    Por ejemplo yo mismo.Ahora vamos a colocarlo en el mapa.Que siento, que quiero, que espero, como soy.

    Y ahora vamos a relacionarlo con otro.Que siente.Que quiere.Como es.

    Salimos entonces de ahi para poder medir la distancia.Desde fuera.Siempre desde fuera.

    Y ahora dime.

    Cual es la distancia media al infinito?

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s